Arturo Peimbert Calvo.- informativoax.com
Arturo Peimbert Calvo.- informativoax.com

El Defensor de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca, Arturo Peimbert Calvo, informó que en una reunión reciente del Procurador General de la República, Raúl Cervantes, e integrantes del Comité de Víctimas 19 de Junio Asunción Nochixtlán, con la mediación de la Defensoría del Pueblo de Oaxaca se llegó a acuerdos que confía contribuirán a que se realice la investigación del caso, largamente postergada.

 

El Defensor Peimbert Calvo hizo votos para que los acuerdos contribuyan a que se realicen las diligencias periciales necesarias, que permitan que la investigación de los hechos del 19 de junio de 2016 en Asunción Nochixtlán avance para esclarecer las acciones que dejaron a ocho personas muertas y más de cien heridas en esa fecha.

 

Insistió en que la principal demanda de las víctimas sigue siendo justicia y verdad, por lo cual la investigación no puede seguirse dilatando, sino que el Estado mexicano debe generar las condiciones adecuadas para que se realice la indagatoria con enfoque de derechos humanos.

 

Resaltó que el de Nochixtlán es el primer caso de violaciones graves a derechos humanos que se dirimirá dentro del nuevo sistema de justicia acusatorio adversarial.

 

El titular de la Defensoría de los Derechos Humanos expresó su confianza en que los recientes acuerdos tomados con el titular de la Procuraduría General de la República (PGR) permitan avances sustanciales en la investigación, pues los diez meses que se ha dilatado las diligencias han generado desconfianza y desgaste entre las víctimas.

 

Peimbert Calvo recordó que el Comité de Víctimas 19 de Junio Asunción Nochixtlán presentó ante la PGR 12 puntos para que se integraran a la investigación, los cuales contribuirían a que los estándares de dicha indagación mejoren en materia de derechos humanos y no sean revictimizantes.

 

Enfatizó que un caso en el que hay aproximadamente 100 personas heridas de bala y ocho personas fallecidas, debe ser investigado con prontitud debido a su magnitud. Puntualizó que, por no ser una agresión común, y que implica violaciones graves a derechos humanos, la ocurrida en Nochixtlán no debe quedar impune.

 

El ombudsman recalcó que la falta de avances en la investigación favorece la impunidad, y alienta las agresiones a las víctimas, a familiares de las personas fallecidas y a sus defensores, por lo cual es necesario visibilizar la dilación con la que las autoridades están actuando para iniciar las investigaciones.

 

El Defensor expuso su preocupación debido a las recientes agresiones de las que han sido objeto las víctimas y sus representantes, por ejemplo, la infligida al profesor Santiago Ambrosio Hernández, quien el 5 de marzo sufrió un atentado en el que resultó lesionado en la pierna por impacto de bala.

 

El Defensor indicó que ante este panorama de agresiones a las víctimas y sus representantes se han solicitado diversas medidas cautelares, pero las medidas no avanzan ni han sido efectivas, sobre todo porque la investigación tampoco ha avanzado.

 

Peimbert Calvo dijo que este contexto obligó a que la Defensoría buscara otros espacios en los que se puedan apoyar las víctimas para acceder a garantías de seguridad y que coadyuven al acceso a la justicia. Por ello, enfatizó, se llevó el caso ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.

 

Arturo Peimbert Calvo explicó que se solicitó la adopción de medidas cautelares a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, así como una audiencia para exponer el caso en la próxima sesión del organismo en junio de este año.

 

Agregó que, en el seguimiento a este caso, la Defensoría del Pueblo de Oaxaca tiene el apoyo de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, para fortalecer los trabajos de acompañamiento de las víctimas, además de que el titular de ese organismo se comprometió a emitir con oportunidad una recomendación respecto a lo ocurrido el 19 de junio de 2016 en Asunción Nochixtlán.

 

El Defensor de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca insistió finalmente en que las víctimas del 19 de junio quieren justicia y verdad, y que las aproximadamente 300 víctimas directas e indirectas necesitan que se les garantice su derecho a la justicia, pues a muchas de ellas lo ocurrido les cambio sus vidas para siempre.

 

Dejar respuesta