Verduguillo (Donde la Verdad se Firma y se Afirma)

0
230

Descabeza: Javier Cruz de la Fuente

* El fanatismo en México.

En estos días previos a la elección electoral mas grande en la historia de México, dice la normativa especifica en materia electoral, que son días de reflexión y análisis del voto después de las largas campañas y miles de spots de los mas de tres mil quinientos candidatos en todo el país, de todos los Partidos Políticos y candidatos independientes, que buscan el primero de Julio un puesto de elección popular, los representantes del INE invitan a los cerca de noventa millones de votantes a “reflexionar y analizar el voto”, silencio estilo religioso, como en la Semana Santa, donde los lideres religiosos invita a los congregados a “analizar y reflexionar” sobre su propia vida y sobre su futuro; quiere decir que de la sujeción de la iglesia al pueblo, ahora es la sujeción del pueblo a través de los políticos, sus campañas, sus promesas, sus posturas y su lucidez en los programas de televisión. Karl Marx en 1844 expreso que “ la religión es el opio del pueblo”, ahora a mas de un siglo, la situación es diferente,  “el opio del pueblo es la televisión”, y lo anterior más en los países de Latinoamérica, creo, dicho sea de paso, que las mezclas de genes entre españoles y civilizaciones asentadas en la época precolombina en la parte central de América no fue una mezcla muy adecuada, pues como latinoamericanos nos fanatizamos más por asuntos sin importancia, un elemento importante de la enajenación y fanatismo del pueblo es  la televisión,  a tal grado que encumbra ladrones y destruye honorables; dos ejemplos hoy en día: El primero, a la selección mexicana de futbol la encumbraron al máximo las televisoras que muchos mexicanos con debilidad mental e inducidos al fanatismo ya la consideraban campeona del mundo, pero, con el estrepitoso 3 a 0 contra Suecia y el triunfo de Corea ante Alemania, cambiaron su actitud, y enajenados muchos mexicanos acudieron a festejar el pase de la selección a octavos de final a la embajada de Corea, gritando a los desconcertados coreanos las y buenas venturas. Pregunto, que ganamos con que gane o pierda la Selección Mexicana de Futbol, repito, selección: Propuesta, impulsada y promovida por las televisoras, pues este fanatismo a ver el  futbol les trae ganancias millonarias a ellos. El otro ejemplo, es fácil identificar quien es el candidato a la Presidencia de la República Mexicana apoyado por las televisoras, pues, le dedicaron mas tiempo y lo trataron con algodones sus criticos, ademas, le dedicaron cerca de una hora en un noticiero, en su cierre de campaña, asimismo como apoyaron a Enrique Peña Nieto, hoy  otro es el actor de moda, con mas arrugas, con pelo cano y con un verborrea espectacular es impulsado por las televisoras, generando nuevamente un fanatismo del débil pueblo mexicano, fanatismo que lleva a los dueños de las televisoras a generase grandes ganancias a través de contratos con el Gobierno. O me equivoco?.

 

 

 

* Funcionarios déspotas.

En días pasados, me fui a dar una vuelta por Ciudad Judicial, Ciudad Administrativa, rectoría de la UABJO, Hospital de la Niñez, Hospital de Especialidades, Hospitales del ISSSTE y del IMSS, Hospital Dr. Aurelio Valdivieso, oficialías del Registro Civil y oficinas del municipio de Oaxaca de Juárez en la plaza de la danza e indistintamente encontré dos situaciones que me lleva a unas conclusiones: 1.- En la mayoría de las oficinas, los vigilantes de las puertas, trata con la punta del pie y de manera despótica a los ciudadanos. Claro, abriéndole la puerta y cuadrándose con los trajeados, e interrogando de manera altanera a los ciudadanos con vestimenta sencilla e identificados como gente de los pueblos. 2.- Pasando la aduana de los vigilantes, llegamos al escritorio de las señoras o señoritas encargadas de atender al publico que por que están en el chisme, desayunando o pintándose las uñas, simplemente no atienden al público y si lo atienden se portan altaneras y déspotas con la gente del pueblo, como si le fueran a pedir limosna, ponen miles de peros para que el solicitante pase con su jefe o con el médico. En los hospitales las trabajadoras sociales y el personal de enfermería que son el primer contacto con el paciente son groseras y prepotentes, como si no fuera suficiente el dolor del paciente o el dolor moral del familiar. Concluyendo, previa investigación, que esa mala atención es por lo siguiente: 1.- El sindicato las defiende. 2.- Los jefes son sus amigos y temen al sindicato.
3.- Los jefes no dicen nada para no perder el puesto, y
4.- Al gobierno no le interesa una atención de calidad a los O
oaxaqueños.

NUMBER ONE.

Le dejo este mensaje al Secretario de Finanzas del Gobierno del Estado de Oaxaca: Ahora, con la moda del mundial, en una  oficina de su Secretaria, del complejo de Ciudad Judicial, a las 12.30 horas suspenden trabajos diariamente para que con la coca cola, las sabritas y los cacahuates se juntan todos los trabajadores para disfrutar de los partidos de futbol. Juegue quien juegue, las personas que van a hacer algún trámite están parados buscando a los funcionarios y estos, plácidamente y pidiendo que no los interrumpan ven el futbol. Incluso Yo escuche a un señor decirle a un Presidente Municipal que venía de la Costa, colindando con Guerrero, -presi, vengase mañana, por que ya va a empezar el fut- . ¿qué tal señor Secretario?. Estará usted enterado de esto?.

Por hoy es todo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.